Los tipos de lunas para vehículos

91 710 04 15
Los tipos de lunas para vehículos

Quienes se dedican la reparación de lunas en Madrid centro destacan la importancia de los cristales para la seguridad de los vehículos, ya que ayudan a evitar el aplastamiento cuando un coche vuelca. Además, aíslan y protegen a los ocupantes del exterior y evitan que la conducción se vea afectada por factores como el viento, el agua o los insectos. Hay que elegir lunas que al romperse ocasionen el menor daño posible a los ocupantes del coche.

Hay dos tipos de cristal para montar las lunas de un vehículo: el vidrio templado y el vidrio laminado. Las lunas de vidrio templado son muy resistente a los golpes, pero cuando se rompen lo hacen en pequeños fragmentos, impidiendo la visibilidad a través de ellas. Además, dejan entrar en el coche los objetos causantes de la rotura. Este tipo de vidrio ha dejado de usarse en las lunas delanteras de los vehículos y ha quedado relegado a las lunas traseras, laterales y de techos, como explican los profesionales encargados de la reparación de lunas en Madrid centro.

Por otro lado, las lunas fabricadas con vidrio laminado están formada por dos láminas de vidrio entre las que se inserta una lámina plástica. Debido al proceso de unión -por calor y presión- se presenta como una única lámina de cristal. En caso de rotura, los fragmentos de vidrio quedan unidos a la lámina de plástico ofreciendo una mayor resistencia a la entrada de objetos al interior que los vidrios templados. Se aplican a todas las lunas del vehículo.

En Glass Drive Villaverde reparamos y sustituimos el parabrisas, la luneta trasera y las lunas laterales de tu vehículo.

haz clic para copiar mailmail copiado